lunes, 3 de diciembre de 2007

El Vázquez mas adulto/2

Manuel Vázquez, gran dibujante y mejor vividor. Porque si a Vázquez le encantaba dibujar y chorrear con la tinta de su plumilla sobre el papel buena parte de la risa que le acompañaba a todas partes, mas le gustaba vivir, “yo soy mas vividor que otra cosa, lo de dibujar es un hobby”, decía en alguna ocasión. No es de extrañar entonces que sus trabajos en revistas como el Papus le hiciesen realmente feliz y disfrutase trabajando en ellas. Un tipo de revistas concebidas con un espíritu y una manera de ver las cosas que iban como anillo al dedo con la personalidad del dibujante. En publicaciones como Can Can IV época o Demasssie* Vázquez tuvo la oportunidad de experimentar y ofrecer al lector un dibujo mas desenfadado y picanton que vería en los últimos años del artista su total despliegue. Sin embargo, volviendo atrás en el tiempo, fue Amaika la editorial que acogió gran parte del trabajo de Vázquez dirigido a un público adulto. Esto se debe al gran número de publicaciones satíricas y de temática adulta que esta editorial sacaba al mercado. Al tiempo que publicaba el Papus ediciones Amaika sacó a la venta otras cabeceras en las que también publicó el maestro; seria el caso de Hara Kiri, allá por el 1980 y El Puro en 1982.

Los primero años de la década de los 80 significan el principio del fin de la editorial Bruguera. Vázquez comienza a desvincularse de la editorial, exceptuando colaboraciones tan geniales como la del Bruguelandia para la que dibuja la historieta titulada Vázquez en la que el mismo nos cuenta la historia de su vida y como esos mismos dias esta disfrutando de los lindo en otras editoriales y junto a Ja y Luna en la productora de dibujos animado L´ Equip. Como no podía ser de otra manera se refería a ediciones Amaika, y por las fechas que corrían quizás estuviésemos hablando del nacimiento de la Hara Kiri española, revista de humor bestia y sangriento que en sus primeros números supero – y esto es una opinión personal- en cuanto a calidad de contenido a todos los números que le han precedido. En el primer numero de la revista, entre otros, encontramos paginas del estupendo Casanyes con su Cabo 1º Trueno – parodia del Capitán Trueno- firmada con el seudónimo de Kayser, ilustraciones y dibujos de Ja, firmadas por Je, Jo y en ocasiones Ji, portadas de Iva, firmadas por Varro, una historieta de Gallardo y Mediavilla y nada menos que 20 paginas firmadas por Sappo con titulo y subtitulo sin desperdicio alguno: La saga del macho hispánico contada de puta madre por Sappo, primera parte de la cosa La prehistoria. No le faltaba razón a Vázquez con esa aclaración de quien y como contaba la cosa el autor porque desde luego estas paginas son de lo mejorcito en cuanto a gags y humor desenfadado que aquella época nos dio. A pesar de que esta entrega parecía ser la primera de una serie que continuaría en números posteriores nunca paso de la prehistoria. Estas paginas fueron recopilada en 1983 por ediciones Zinco en el album titulado El sexo en la prehistoria, de formato apaisado, para el cual Vazquez rehizo alguna viñeta y desplego todo su ingenio para agrandar el resto de la historia hasta que pasaran a ocupar en ocasiones una pagina entera.

Aunque la saga del macho hispánico no continuó en Hara Kiri sí que lo hizo Vázquez. Las desdichas del cornudo Ladilla también fueron paseadas por las páginas de la revista en siguientes numeros. En esta ocasión- a diferencia de cómo fueron publicadas en El Papus- la serie perdió el típico encabezamiento: Don Cornelio Ladilla y su señora Maria, siendo sustituido en ocasiones por títulos un tanto innecesarios. Como curiosidad mencionar la supuesta colaboración de Ja en una de las historias del matrimonio. Para la revista Vázquez también tocó el dibujo a color, coloreando los trabajos el mismo y demostrando lo bien que manejaba las pinturas; ya fuesen acuarelas, lápices de color o simples ceras. Muestra de ello son por una parte los dos encartes centrales que hizo para los números 2 y 3, dos historias mudas, de temática similar a las paginas recogidas en 1993 por editorial Makoki en el album Historias Verdes, pero con la particularidad de estar coloreadas a acuarela y resultando irresistibles a ser miradas. Por otro lado encontramos también en Hara Kiri algunas portadas de Vázquez que por la técnica usada me atrevería a decir que fueron coloreadas la noche anterior o incluso minutos antes de llevarlas a imprenta- oír hablar de esto a sus hijos Manolo y Vicky es impagable-, pero sin que por este motivo carezcan de calidad en forma y contenido, llegando a convertirse en muestra perfectas de lo que el gran Vázquez era capaz de hacer con poco tiempo y menos material.

El verdadero diario de Hitler, o Ferry Christmas, junto a varias historias mudas- siempre de temática erótica- completan el paso de Vázquez por una revista de humor bestia, sangriento y sobre todo verde.


* Para mas informacion consultar el blog: "El rincón de Taula"

Enrique Martínez

En el proximo capitulo prometo ya hablar de: El Puro, A tope, El Jueves, Makoki, El Barragan y alguna cosa mas.


4 comentarios:

Chespiro dijo...

Jejeje, Sendas carcajadas para las dos últimas portadas (la del butanero es buenísima).

Hen dijo...

Vazquez era mu Vazquez

ElRinconDelTaradete dijo...

Vazquez el más grande y eroticon tambien...

Anónimo dijo...

Gracias por aclarar lo de Kayser.

Yo no supe hacerlo en "Atlas".

JCuadrado
--